El Palau de la Música Catalana es un auditorio situado en Barcelona y se trata de uno de los iconos del modernismo catalán, obra del arquitecto Lluís Domènech i Montaner.

Edificio nombrado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1997, es uno de los lugares más emblemáticos de la ciudad.

Además está situado cerca de otros lugares de visita obligada como son Catedral de Barcelona, ​​las Ramblas o el Mercado de la Boquería.

Un lugar excepcional para poder disfrutar de todo un espectáculo del mejor Flamenco.